Remind, ¿el whatsapp de los profesores?

Una de las secciones que más me gusta de El País es la de tecnología, y hace un par de días leí esta unnamednoticia sobre una aplicación que, aparentemente, está revolucionando las comunicaciones entre los profesores y los alumnos. La app en cuestión se llama Remind (aquí os la podéis descargar de la Play Store) y consiste en un sistema de mensajería con el que los profesores pueden mantener informados a sus estudiantes y también a los padres de estos.

getting-started-with-remind-10-1024Los profesores pueden crear grupos en los que incluir a los padres o a los estudiantes y enviarles mensajes. Un aspecto positivo de la aplicación es que el número de móvil permanece oculto y además, no permite el envío de mensajes a un solo usuario ni permite responder a los mensajes, es decir, el profesor manda un mensaje a todo el grupo, pero nadie puede contestar al profesor. Aquí os incluyo una imagen con algunas de las características de la aplicación (la he sacado desde su página web y la subo en inglés, porque se ve que a pesar de haber recibido inversiones multimillonarias no han podido pagar por una traducción medio decente de la aplicación)

Hasta ahí todo bien, PERO…

Según el artículo de El País, el creador de esta aplicación piensa que “si puedes tener una pizza en casa en solo minutos o un coche que te lleve a donde quieras en cuestión de segundos, ¿por qué los profesores no se comunican igual con los padres?” No podemos comparar a un profesor con una pizza o con un coche. Los profesores somos personas con un horario de trabajo, una vida familiar, unas obligaciones fuera del centro, nuestros problemas, nuestros hobbies, etc. Somos personas que, por lo general, amamos nuestro trabajo y normalmente no ponemos pegas a llevarnos parte de nuestro trabajo a casa, pero no se puede disponer de nosotros como quien llama al Telepizza.

Por otro lado, estas son algunas de las maneras en las que se puede usar Remind, tal y como explican ellos en su web.

getting-started-with-remind-17-1024

Aparentemente (y digo aparentemente porque aún no la he probado), esta aplicación cuenta con una agenda para que el profesor se organice; bien. PERO otro de los usos que recomiendan es enviar a los estudiantes y a los padres un recordatorio para los deberes. He de confesar que cuando he leído esto me he quedado a cuadros. ¿Enviar un mensaje a los padres recordando los deberes de sus hijos? Los profesores no solo enseñamos lengua, matemáticas o geología, también ayudamos a los estudiantes a crecer como personas, adoptar ciertos valores, ser responsables… ¿Qué sentido de la responsabilidad voy a transmitir a un estudiante si le envío sus deberes por mensaje? ¿Qué sentido de la responsabilidad transmite un padre que permite que su hijo “pase” de los deberes porque espera al mensaje del profesor? Cuando leía esto me acordé del artículo “Me niego a ser la agenda de mi hija por el whatsapp”  (si no lo habéis leído, leedlo YA) y suscribo lo que dice Noelia López-Cheda punto por punto.

Reconozco que he trabajado poco en la enseñanza reglada, así que mis experiencias con los padres han sido limitadas. Sin embargo, me ha bastado muy poco tiempo para darme cuenta de que muchos padres creen que pueden disponer de los profesores a su antojo. No quiero imaginarme qué pasaría si un profesor utiliza esta aplicación para enviar un informe diario (¡¡diario!!) a los padres y un día, por cualquier cosa, no puede hacerlo. Está claro que para la mayoría de padres es muy difícil estar pendiente de todas las tareas de sus hijos y de su desarrollo académico, pero no creo que sea responsabilidad de los profesores informar diariamente. Además, según la web de remind, puedo recordar las tareas a mis estudiantes con un “quick Remind message”. ¿Echamos cuentas? Porque con cinco o seis clases, de “quick” nada de nada.

Creo que esta app puede ser útil para otras cosas, como enviar acertijos a los estudiantes para conseguir que sigan interesados en la clase, o incluso imágenes motivadoras, pero si empezamos a asumir las responsabilidades que tendrían que asumir ellos, al final vamos a crear una generación completamente dependiente y sin ningún tipo de autonomía e iniciativa.